lesiones personales en un escandaloso episodio

13

Las discrepancias políticas entre los diputados Alfadil Ortigoza y Orlando Ibagón se dirimieron a golpes en un escandaloso episodio que terminó en una sentencia condenatoria.

El incidente ocurrió el 21de febrero de 2015, al finalizar una agitada cumbre liberal.

Ibagón argumentó que fue agredido física y verbalmente. Ortigoza afirmó que fue un montaje. Con una incapacidad médica Ibagón decidió denunciarlo por lesiones personales. Y ganó en primera instancia.

El Juez Noveno Penal Municipal Víctor Alcides Garzón Barrios, quien conoció el caso, revalidó la tesis de la Fiscalía y condenó al próximo presidente de la Asamblea, Alfadil Ortigoza a un año y medio de prisión. Además, le impuso una inhabilidad por el mismo lapso y le sustituyó la pena, bajo caución prendaria.

El ‘zafarrancho’

El episodio ocurrió en un salón del centro de convenciones ‘José Eustasio Rivera”, escenario del evento villalbista convocado para la renovación de los cuadros directivos.

El dirigente liberal, Edgar Díaz, postulado para integrar el directorio local fue ‘descabezado’ de la lista y quedó por fuera. Ese fue el “Florero de Llorente” del episodio que se volvió viral en las redes sociales.

Ortigoza, ofuscado por el reclamo, la emprendió contra Ibagón, a quien señaló como el responsable de la ‘jugada’ política. Los dos sostuvieron un fuerte altercado.

Primero fue una confrontación verbal de ‘alto calibre’. Luego se pasó a una agresión física que concluyó el miércoles pasado con una sentencia condenatoria.

La dirigente liberal Blanca Míriam Suárez, testigo de excepción, corroboró los pormenores de la gresca. También lo hicieron Francisco Hernández, Mauricio Fernández, Alcides Bermúdez y el escolta de Ibagón. Todos declararon en el proceso penal iniciado el 10 de diciembre de 2015.

Ibagón, de 61 años,  terminó en el piso con algunas contusiones en la cadera y en el brazo derecho, certificadas por el médico legista Edgar Arango. Las lesiones le ocasionaron diez días de incapacidad.

El informe forense reportó equimosis violácea en glúteo derecho, (moretones) asociado a hematoma y edema, excoriación en antebrazo y codo derecho.

Fue un montaje

Ortigoza argumentó en su momento que fue un montaje para enlodar su nombre y su precandidatura a la Gobernación del Huila anticipada por el senador Rodrigo Villalba durante el evento partidista, origen de la trifulca. Ese día Ortigoza fue proclamado precandidato liberal a la Gobernación.

“El sábado 21 de febrero fue la convención liberal y ese día hubo una proclamación a favor de nuestro nombre. Entiendo que eso a muchos les alegró y festejamos, pero a otros les generó envidia y celos. En la vida pública y política uno siempre está expuesto a este tipo de montajes y de calumnias”, recordó el diputado Ortigoza.

“Ibagón pudo haber tropezado  y caído por su propia altura. Ibagón iba de primero, empujó la puerta, entró al salón y luego se devuelve, de pronto se desliza y ocurre la caída” relató Ortigoza durante el juicio que terminó el 31 de octubre de 2018.

-“Al parecer, se enredó con unos tubos de PVC”, remató. Sin embargo, otra cosa pensó el juez que conoció el caso.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.